Ya están aquí las vacaciones escolares y aunque éstas son, ante todo, un periodo de descanso, no deben de significar que los niños abandonen por completo un proceso de aprendizaje planificado y con unos fines pedagógicos preestablecidos.

Es importante pensar en actividades significativas y atractivas, con el fin de estimular la consolidación y aplicación de los conocimientos adquiridos durante el curso escolar y con el ánimo de fomentar el desarrollo de nuevos conocimientos, la ejercitación de hábitos y la estimulación creativa de las diferentes inteligencias.

Es por ello, por lo que en el Centro de Psicología Camins creemos que el verano es un buen momento para desarrollar unas técnicas de estudio eficaces ya que, a menudo, los estudiantes no tienen éxito simplemente porque no han desarrollado las técnicas de estudio más adecuadas para ellos. Cada persona debe encontrar la manera de desarrollar las técnicas que necesita.

Es importante a la hora de estudiar:

  • Desarrollar un horario de estudio adecuado.
  • Adquirir una lectura y una comprensión lectora adecuada.
  • Tener conocimientos sobre como sintetizar y organizar la información.
  • Usar nemotecnias.
  • Saber qué hacer antes, durante y después de un examen.
  • Conseguir gestionar la ansiedad para que no influya en los resultados.

Ana Egea, psicóloga de Camins